Felipe Monje critica la desunión de los bodegueros

Felipe Monje, durante su intervención en Foodture
Felipe Monje, durante su intervención en Foodture

La marca Canary Wine, que busca englobar los vinos canarios, más que complicidad ha encontrado muchos obstáculos para consolidar este proyecto, dice el responsable de Bodegas Monje

El bodeguero Felipe Monje impartió una conferencia en la I Semana de Innovación Enogastronómica en la que desarrolló el proyecto de innovación que está realizando en estos momentos Bodegas Monje, con una tradición de seis generaciones y desgranó las dificultades y la división con que se trabaja en el sector del vino en la isla de Tenerife. Como se sabe estas jornadas fueron organizadas por el Club Gastronómico de la Cámara de Comercio

Felipe Monje explicó el caso de la marca comercial Canary Wine, que un grupo de bodegueros presentó al Gobierno de Canarias para englobar los vinos del Archipiélago, independientemente de su denominación de origen, y aseguró que, lejos de encontrar la complicidad, lo que ha encontrado son muchos obstáculos para consolidar este proyecto. En su opinión, el problema de la comercialización de los vinos de Tenerife radica principalmente en la desunión de los bodegueros y el desconocimiento de los restauradores.

Respecto a Bodegas Monje, detalló las estrategias de diversificación que ha emprendido para hacer visible sus vinos que tiene como centro ofrecer ocio a los consumidores. Esta oferta diversificada que va desde desayunos entre viñedos, yoga, conciertos, y una gran variedad de espectáculos y actividades, entre las que se encuentra wine&sex (cata de vinos con platos afrodisiacos y con arte escénico). Todo ello apoyado en la promoción que permiten las nuevas tecnologías.